0
Publicado el 14 Diciembre, 2019 por Prensa Latina en Nacionales
 
 

Evocan primer alegato del joven abogado Fidel Castro

En la sala del Tribunal de Urgencia de Las Villas, en Santa Clara, ciudad al centro de Cuba, Fidel Castro y su compañero Enrique Benavides fueron inculpados por disturbios estudiantiles en la vecina localidad de Cienfuegos, y ante la sorpresa de los magistrados, Fidel asumió su defensa y se convirtió de acusado en acusador
Evocan primer alegato del joven abogado Fidel Castro.

Ha trascendido en mayor magnitud, en la historia de la Revolución cubana, el alegato que realizara Fidel en su autodefensa, durante el proceso de la causa 37, tras los sucesos del Moncada, pero en 1950, en la región central del país el joven abogado había hecho una contundente denuncia contra la política corrupta del gobierno de Carlos Prío Socarrás. (Foto: bohemia.cu).

Por JOSÉ ANTONIO FULGUEIRAS

El primer alegato de autodefensa del joven abogado Fidel Castro, se rememoró hoy aquí en el aniversario 69 del hecho.

En la sala del Tribunal de Urgencia de Las Villas, en Santa Clara, ciudad al centro de Cuba, Fidel Castro y su compañero Enrique Benavides fueron inculpados por disturbios estudiantiles en la vecina localidad de Cienfuegos, y ante la sorpresa de los magistrados, Fidel asumió su defensa y se convirtió de acusado en acusador.

El 14 de diciembre de 1950, Fidel dejó al lado, prácticamente, los cargos contra su persona y acusó al régimen imperante por la corrupción y el atropello a que sometían al pueblo cubano.

Uno y otro acusado, estaban citados para comparecer ante un tribunal que los culpaba por los delitos de agitación y desorden público tras participar el 12 de diciembre del propio año en un mitin estudiantil en protesta contra las resoluciones del ministro de Educación Aureliano Sánchez.

Fidel pronunció una elocución apasionada y denunció la política corrupta del presidente de turno Carlos Prío por la falta de garantía constitucional y malversación de las riquezas de Estado.

El tribunal recibió un impacto, pues era algo absolutamente nuevo; se retiraron a deliberar y ante la sorpresa de la sala penal los acusados fueron declararon absueltos.

Tres años después, el 26 de Julio de 1953, tras encabezar el asalto al cuartel Moncada de Santiago de Cuba, fortaleza del régimen del dictador Fulgencio Batista, el prisionero Fidel Castro volvía a asumir su segunda autodefensa, conocida como: La historia me absorberá.

Sobre estos hechos, miembros de las diferentes entidades jurídicas del territorio de la provincia cubana de Villa Clara, y estudiantes de primer año la carrera de Derecho de la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas, recordaron la valentía y el estoicismo que protagonizara aquel día el joven abogado Fidel Castro. (Prensa Latina).


Prensa Latina

 
Prensa Latina