0
Publicado el 6 Marzo, 2020 por ACN en Nacionales
 
 

Cuba se prepara ante diseminación mundial del COVID-19

Las acciones concebidas incluyen el reforzamiento del control sanitario en frontera, el seguimiento a los síndromes respiratorios agudos, la creación de condiciones en locales y centros para el aislamiento de casos sospechosos en distintos escenarios, el aseguramiento tecnológico y logístico, la organización del sistema nacional de salud, la capacitación del personal sanitario y de la población, entre otras
Cuba se prepara ante diseminación mundial del Covid 19.

Foto: ARIEL LEY ROYERO/ACN

Por JOSÉ ARMANDO FERNÁNDEZ SALAZAR

Al presentar el plan de prevención y enfrentamiento al coronavirus COVID-19  a dirigentes políticos y gubernamentales de la región occidental de Cuba, José Ángel Portal, ministro de Salud Pública, aseguró que el país cuenta con los recursos y el aseguramiento logístico y tecnológico para encarar una eventual epidemia.

Durante la reunión territorial para la presentación del referido plan, que se realizó hoy en esta capital bajo la dirección de Miguel Díaz-Canel, Presidente de la República, el titular del sector recalcó que Cuba no cuenta con ningún caso  confirmado y realiza una vigilancia epidemiológica activa ante la aparición de síndromes respiratorios, cuya presencia se ha comportado por debajo con respecto a años anteriores.

Asistieron al encuentro José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República, Manuel Marrero, Primer Ministro, Roberto Morales Ojeda, viceprimer ministro, el General de Cuerpo de Ejército Leopoldo Cintra Frías y Víctor Gaute, miembro del Secretariado del Partido.

Estaban presentes también más de 200 cuadros y funcionarios del Partido y el Gobierno de las provincias de Pinar del Río, Artemisa, La Habana, Mayabeque y el municipio especial de Isla de la Juventud.

Las acciones concebidas incluyen el reforzamiento del control sanitario en frontera, el seguimiento a los síndromes respiratorios agudos, la creación de condiciones en locales y centros para el aislamiento de casos sospechosos en distintos escenarios, el aseguramiento tecnológico y logístico, la organización del sistema nacional de salud, la capacitación del personal sanitario y de la población, entre otras.

Se incluyen además la desinfección de vehículos y terminales para la transportación masiva, la vigilancia activa en hoteles, el aseguramiento de medicamentos, el incremento de las medidas higiénicas en escuelas y universidades, la vigilancia sanitaria en centros culturales y deportivos, la capacitación a trabajadores por cuenta propia del turismo y la realización de audiencias sanitarias.

Cuba desarrolla además un candidato vacunal, un test de diagnóstico rápido  y el medicamento CIGB-210 para el tratamiento.

Al intervenir en el debate, el viceprimer ministro Roberto Morales Ojeda señaló como elementos a no descuidar la retaliación de audiencias públicas de calidad, la garantía de la transportación segura de pacientes y muestras y la pesquisa activa de grupos vulnerables, sobre todo ancianos en instituciones de salud o que vivan solos.

El miembro del Buró Político señaló que esta experiencia puede ayudar a disminuir la presencia de enfermedades respiratorias agudas, toda vez que en la actualidad constituye una de las primeras causas de consultas  médicas mientras que las neumopatías son la cuarta causa de muerte en el país.

Insistió en la necesidad de no abandonar la atención a la prevención y control de las arbovirosis, actualmente en retroceso, porque si aparecen nuevos brotes pudieran complejizar la situación epidemiológica nacional.

El Primer Ministro Manuel Marrero subrayó la necesidad de prestar atención a aeropuertos, puertos y marinas turísticas realizar acciones de capacitación profundas y con calidad con los cuentapropistas que atienden al turismo y prestar atención al aseguramiento del transporte.

Díaz-Canel llamó a trabajar con agilidad y precisión y no crear alarmas, toda vez que las medidas que se  toman tiene el propósito de que el país esté preparado, toda vez que hay una amenaza real de que el nuevo coronavirus se introduzca y disemine por el país sino se previene.

Agregó que se trata de una tarea gigantesca y solo se puede realizar con el apoyo de la población, que puede enriquecer el plan y perfeccionarlo desde sus experiencias.
Señaló que es esencial el trabajo y la capacitación del médico y enfermera de la familia, los grupos básicos, presidentes de consejos populares y delegados de la circunscripción, quienes están en la base donde se decide el éxito de estas acciones.

En la mañana de este viernes el mandatario cubano presidió una reunión similar con la participación de las provincias del centro del país, y mañana sábado corresponde la de la región oriental. (ACN).


ACN

 
ACN