1
Publicado el 11 Diciembre, 2020 por ACN en Nacionales
 
 

El principal ajuste en estos momentos es el de ser más eficientes sobre el trabajo

Con la Tarea Ordenamiento en términos de ingresos, se quiere recuperar el papel del salario en la satisfacción de las necesidades del trabajador y de su familia. Se rompe así el gran círculo vicioso entre salario y producción que lo respalda mediante una medida que propone la misma riqueza actual distribuirla de manera diferente, afirmó Marino Murillo en la comparecencia televisiva
Expone Marino Murillo detalles diversos acerca de la Tarea Ordenamiento.

Foto: radiorebelde.cu

El ordenamiento monetario en Cuba va más allá de eliminar una moneda y poner un tipo de cambio; una devaluación  de la moneada es un ajuste y el principal aquí es llamar a ser más eficientes sobre el trabajo, precisó hoy Marino Murillo Jorge, miembro del Buró Político del Comité Central del Partido Comunista de Cuba.

En comparecencia en el programa radio televisivo Mesa Redonda el jefe de la Comisión de Implementación de los Lineamientos insistió en la necesidad de generar riquezas y de la eficiencia, lo cual se resuelve con mecanismos económicos en términos de beneficio, pues por ejemplo, las empresas ahora pueden distribuir las utilidades sin límites al igual que otros actores económicos como las cooperativas.

Detalló que en el sistema empresarial si una empresa exporta recibirá 24 pesos por cada dólar, de ahí que las entidades exportadoras tendrán grandes utilidades.

El “secreto” de un exportador será tratar de exportar mucho e importar cada vez menos, y esta medida constituye un estímulo en ese sentido y apoya uno de los objetivos esenciales de la Estrategia Económica, puntualizó.

Los precios empresariales en Cuba se calculan en un crecimiento de 12 veces y si el tipo de cambio sube 24 veces ese incremento del 50 por ciento de los precios empresariales es la primera medida anti-inflacionaria en la economía y obligará a las empresas a ser más eficientes, lo cual implica también darle facultades al sistema empresarial para actuar de manera más autónoma, dijo Murillo Jorge.

Para Cuba es importante en el primer año del ordenamiento controlar la inflación que de manera natural implica la devaluación, apuntó el jefe de la Comisión de Implementación de los Lineamientos; e insistió en que una devaluación  no es técnicamente compleja.

Pero sí lo es cuando se combina con transformación de los ingresos y una unificación cambiaria y monetaria en un país como Cuba en el que nadie  quedará desamparado, remarcó.

En la economía de la mayor de las Antillas existen hoy dos circuitos monetarios, el de las personas naturales, que ya el peso cubano estaba devaluado, era de  24 pesos cubanos por un CUC ; y en el circuito de las personas jurídicas era de un peso cubano por un CUC, que era igual a un dólar.

La solución a tener un solo tipo de cambio ha sido devaluando el peso cubano contra el dólar en el sector de las entidades e igualándolo al tipo de cambio 1 por 24 de las personas naturales, aseveró.

Ratificó que a partir del primero de enero habrá una sola moneda de curso legal y para ambos circuitos será un solo tipo de cambio. Con esta propuesta se logra resolver la dualidad monetaria y la dualidad cambiaria, pero el sector de las personas no se devaluó.

No obstante, habrá implicaciones porque al mismo tiempo se eliminarán  subsidios y se transformarán los ingresos.

Al devaluar en el sector de las entidades se encarece todo lo que se importa, pues el incremento de salario forma costos y por eso los precios empresariales suben y ello implica aumentar los precios porque de lo contrario se traduciría en elevar el déficit fiscal para subsidiar productos, y en desequilibrios macroeconómicos, añadió.

Hay tasas de cambios fijas, variables, por canasta de monedas. Si arrancamos con este tipo de cambio y lo dejamos estático sería luego un freno y el camino es que sea más flexible para que haga la moneda más convertible- acotó- y explicó que se comienza con ese tipo de cambio por los riesgos inflacionarios de la economía cubana.

La Gaceta Oficial de la República de Cuba publicó 110 normas jurídicas, entre ellas, el Decreto-Ley 17 que ampara toda la política del proceso y contiene la fecha de inicio, los plazos de retirada del CUC, el establecimiento de una tasa de cambio única para toda la economía y la determinación de la tasa de cambio por el Banco Central.

Asimismo, el miembro del Buró Político instó a la población a consultar cada documento, también visibles en los sitios web de los organismos correspondientes y el Ministerio de Justicia también los colocará en sus instituciones hasta nivel de municipio para los interesados en copiarlos.

Se pretende recuperar el papel del salario, afirma Murillo

Con la Tarea Ordenamiento, en términos de ingresos, se quiere recuperar el papel del salario en la satisfacción de las necesidades del trabajador y de su familia, destacó hoy Marino Murillo Jorge, miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba y Jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de los Lineamientos.

Se rompe así el gran círculo vicioso entre salario y producción,  que lo respalda mediante una medida que propone la misma riqueza actual distribuirla de manera diferente, a favor de los que trabajan o participan en la creación de la riqueza, subrayó Murillo Jorge al explicar en la Mesa Redonda Informativa el proceso de implementación de la Tarea Ordenamiento.

Dijo que la medida de los ingresos, uno de los  componentes asociados a ese proceso que comienza el primero de enero de 2021, no es típica de una devaluación, tiene que ver que las personas cobran un mes vencido, y subrayó que no es correcto hablar de ingresos y precios y no hacer una relación entre las dos cosas.

Para el sistema asalariado estamos proponiendo una variante en aras de que el salario no se vea afectado por el incremento de los precios, manifestó, además de que no se puede permitir que una empresa ponga precios especulativos para repartir artificialmente más utilidades.

Ello significa subir salario y eliminar subsidios a productos para todos por igual de manera gradual, expresó el experto.

Señaló que el salario mínimo será de dos mil 100 pesos, basado en un costo de una canasta de bienes y servicios de referencia que cubre 1,3 canastas, valorada en mil 528 pesos y que satisface 2100 kilocalorías diarias, lo mínimo que debe consumir un cubano.

El jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de los Lineamientos explicó que del salario bruto se paga un cinco por ciento de contribución a la Seguridad Social, lo que significa que vamos a pre-financiar nuestra jubilación, que hoy lo hacen empleadores.

Ello está dado por el proceso de envejecimiento de la población porque ya no es posible que se financie por el presupuesto del Estado, de ahí que el salario neto es descontado de la Seguridad Social.

En Cuba la canasta de bienes y servicios de referencia cuesta 799 pesos de alimentación y otros servicios, mientras la canasta familiar normada es de solo 282 pesos, o sea no es lo mismo, y ahí se incluyen también presupuestos para reparación de viviendas y uso del  transporte.

Precisó que la alimentación costará 799 pesos (52,3 por ciento), otros bienes y servicios 729 pesos (47,7 por ciento), para un total de mil 528 pesos que sería el 100 por ciento del costo de la canasta; de ellos normados, 282 pesos, el 25 por ciento.
En la medida en que los precios puedan subir o no se irá revisando los ingresos; y en cuanto a la alimentación fuera de la libreta los precios son caros pero es algo que hay que ir solucionando poco a poco, manifestó Murillo Jorge.

Subrayó que la escala salarial es de 32 grupos, de ahí su complejidad, y entre el grupo uno y el 32 va a haber diferencia de 4,5 veces, y estos son los primeros pasos para ordenar la pirámide en aras de que el que más aporte sea quien más gane.
Aclaró que la nueva escala beneficia a los grupos de menores ingresos;  por ejemplo, el salario mínimo crece 9,3 veces.

En el sistema empresarial hay salario escala y una parte móvil que dependerá de la capacidad de la empresa de generar utilidades, mientras en el sector presupuestado crecerá 5,3 veces porque ya el año pasado tuvieron un adelanto del beneficio con el incremento salarial, acotó.

Aclaró que todas las personas en Cuba que estén hasta el grupo 10 no recibirán gravamen por ingresos personales.

Esta política le da prioridad al ingreso a la Seguridad Social (todos los pagan) antes de que los impuestos por ingresos personales (los que ganen más de tres mil 260) se paga por exceso, o sea quienes estén por encima pagan el tres por ciento de ese exceso sea obtenido por cualquier vía, señaló Murillo Jorge.

Dijo que se calcula que el 47 por ciento de los trabajadores del sector estatal estarían exentos de pagar impuestos por ingresos personales.

También hay un mínimo exento de alrededor de 39 mil pesos para los trabajadores por cuenta propia y de esta forma está uniformado el mínimo exento en Cuba, que está asociado al costo de la vida.  (ACN).


ACN

 
ACN