0
Publicado el 16 Diciembre, 2020 por ACN en Nacionales
 
 

La Tarea de Ordenamiento monetario prioriza contención de procesos inflacionarios

Al informar a los diputados que asisten al VI periodo de sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular Marino Murillo explicó que el fondo de salario crece 4,9 veces como resultado de este proceso y se ha planificado un crecimiento de los precios de las ventas minoristas 1,6 veces, lo cual no afecta la capacidad de compra del salario y en ello está incluido la tarifa eléctrica
Tarea ordenamiento contra los precios abusivos.

Foto: ARIEL LEY ROYERO/ACN

Contener el crecimiento de los precios para que no sean especulativos y abusivos, constituye una de las acciones inmediatas en la implementación de la tarea de ordenamiento monetario a aplicarse a partir del 1 de enero de 2021, dijo hoy en esta capital Marino Murillo, miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba  y Jefe de la Comisión de Implementación de los Lineamientos.

Al informar a los diputados que asisten al VI periodo de sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular explicó que el fondo de salario crece 4,9 veces como resultado de este proceso y se ha planificado un crecimiento de los precios de las ventas minoristas 1,6 veces, lo cual no afecta la capacidad de compra del salario y en ello está incluido la tarifa eléctrica.

El problema está en las ventas minoristas de las formas de gestión no estatal -señaló- que representan el ocho por ciento de las ventas totales, y si bien existen condiciones para el crecimiento de los precios en este sector, no debe ser en más de tres veces.

Anunció que próximamente saldrá una resolución del Ministerio de Finanzas y Precios en la que se expresa que, sobre la base de los precios de julio de 2019, los gobiernos hasta nivel municipal tendrán facultades para poner límites a los trabajadores por cuenta propia.

Recordó que no existen experiencias previas en Cuba de movimiento de tasas de cambio y tampoco antecedentes de procesos de devaluación de la moneda nacional.

Informó que de cara al sector empresarial pasar de una tasa de 1 x1 a una de 1×24 significa ir a un dos mil 300 por ciento de devaluación de la moneda, lo cual no es normal en el mundo, aunque sí posible pues en el sector de las personas naturales ya estaba devaluado.

Esta acción significa un proceso de inflación y el reto está en controlarlo para que no ocurra en magnitudes superiores a las diseñadas, acotó Murillo Jorge.
Además, se llevará a cabo en un contexto marcado por la pandemia de la COVID-19, un déficit de divisas en el país y el recrudecimiento del bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos.

Señaló que la primera contención  a los precios inflacionarios se encuentra en la formación de valores mayoristas.

Aclaró que los números macros económicos dan una tendencia pero si alguien queda vulnerable tendrá atención por la seguridad social porque esto no es terapia de choque, y la primera solución será propiciar empleo al que esté en condiciones de trabajar y los gobiernos locales deben buscar soluciones en ese sentido.

Apostamos a que con estímulo en el salario las personas trabajen más eficientemente para lograr que el salario se convierta en la fuente principal para financiar el consumo del trabajador y su familia, aseveró.

Los objetivos, sentenció, son lograr una devaluación real, propiciar mayor eficiencia económica e ir a un ambiente macroeconómico más estable en el que el dinero cumpla sus tres funciones.

Alertó que hay que seguir conduciendo la economía administrativamente hasta que haya mejores condiciones para conducirla financieramente y que es preciso lograr un cambio de precios relativos como producto de la devaluación que conduzca a una mayor eficiencia.

A decir del Jefe de la Comisión de Implementación de los Lineamientos, el ordenamiento monetario no resuelve en automático todos los problemas existentes pero es imprescindible para poder llevar adelante otras tareas de mayor alcance previstas en la actualización del modelo económico.

Eso no significa que se haya comenzado a producir una riqueza superior, pero con lo que se ha diseñado se rompe el círculo vicioso entre la relación productividad-salario, y entre los principales objetivos se encuentran la redistribución diferente de los recursos disponibles en la economía a partir de reducción gradual de subsidios excesivos y gratuidades indebidas, dijo Murillo Jorge.

La diputada Meisi Bolaños Weiss, ministra de Finanzas y Precios, afirmó que el control de los precios es algo que lleva sistematicidad, constancia y que ahora más que antes toma un papel preponderante.

El principal enfrentamiento es el que logren las autoridades locales junto al pueblo en los establecimientos, en los barrios, señaló, a la vez que recordó que existe el cuerpo normativo para ello. (ACN).


ACN

 
ACN