1
Publicado el 19 Julio, 2021 por ACN en Nacionales
 
 

Variante Delta del SARS-CoV-2 incide fuerte en Cuba por su alta transmisibilidad

Narciso Argelio Jiménez Pérez, profesor auxiliar del IPK, precisó en la Mesa Redonda que la circulación de las nuevas cepas conlleva a la disminución de la eficacia de las vacunas, una pérdida de acción efectiva de los anticuerpos monoclonales y una posible reinfección en los pacientes convalecientes a la enfermedad
Compartir
Variante Delta del SARS-CoV-2 se impondrá en Cuba debido a su alta transmisibilidad.

Foto: prensa-latina.cu

Por SHEILA NODA ALONSO y YANDRY FERNÁNDEZ PERDOMO

La Doctora en Ciencias María Guadalupe Guzmán Tirado, jefa del Centro de Investigación, Diagnóstico y Referencia del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí, señaló que la variante Delta (notificada en la India) del SARS-CoV-2, la más transmisible y de mayor preocupación considerada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), se encuentra en Cuba y se impondrá en el país.

Esta mutación se ha detectado en Artemisa (una viajera), La Habana, Villa Clara, Holguín, Ciego de Ávila y Matanzas, donde más está presente, pero en todos los territorios hay variantes circulando, aseveró la investigadora durante su comparecencia en el programa radio-televisivo Mesa Redonda.

La también presidenta de la Sociedad Cubana de Microbiología y Parasitología expresó que en relación a los casos graves y críticos de los 51 estudiados en La Habana, Matanzas y Camagüey entre abril y junio se identificó que la variante Beta (notificada en Sudáfrica), presente en todo el país, estuvo en el 74,5 por ciento de los pacientes, mientras que en junio se detectó que en Matanzas la Delta estaba asociada al ciento por ciento de esos pacientes.

Guzmán Tirado puntualizó que a través de la vigilancia genómica desde enero a la fecha se secuenciaron mil 064 muestras de todas las provincias, incluyendo casos graves y críticos, fallecidos, viajeros y en brotes de la enfermedad, donde se detectó la circulación de la cepa original de Wuhan, además de 11 variantes y cinco patrones mutacionales.

Entre ellas se encuentran las cuatro consideradas por la OMS como de preocupación: Alfa (notificada en Reino Unido), Beta, Gamma (notificada en Brasil) y Delta, y dos de las variantes de interés: Epsilon (notificada en California) y P2 Brasil, acotó.

A partir de estos estudios se evidenció que la que más prevalece es la Beta, la D614G –que llegó a Cuba y circuló desde el inicio de la pandemia– y a partir del mes de junio incrementó la presencia de la Delta a la vez que se redujo significativamente la D614G, aunque con el paso de los días estos números pueden cambiar.

La investigadora enfatizó que la variante Delta se aisló por primera vez en octubre de 2020 en la India, hoy se encuentra en más de 110 países de varias regiones geográficas y se espera que se imponga en el mundo en las próximas semanas.

A su vez, se asocia a más de un 90 por ciento de los casos de Reino Unido y Rusia, más del 20 en Francia y del 30 en Estados Unidos, de ahí que en junio de 2021 se declarara por la OMS como de preocupación, acotó Guzmán Tirado.

Con respecto a la transmisibilidad, apuntó, se considera la más contagiosa de todas, siendo un 64 por ciento más transmisible en relación a la Alfa que es entre un 40 y un 50 por ciento.

Sobre Delta Plus, también notificada en la India y que difiere de la anterior, subrayó que podría tener un impacto en la respuesta inmune, aunque aún está en estudio.

La presidenta de la Sociedad Cubana de Microbiología y Parasitología indicó que a pesar de la presencia de estas variantes en el país, los científicos cubanos apuestan a que las vacunas van a resolver la situación epidemiológica, pero es necesario alcanzar altas coberturas de vacunación y cumplir con las medidas de bioseguridad y mantener un comportamiento adecuado para cortar la transmisión. (ACN).

Nuevas variantes aumentan severidad de la COVID-19

En medio de un contexto epidemiológico marcado por la circulación de nuevas cepas en el país, se evidencia un aumento de la severidad de la COVID-19 en los pacientes infectados.

Así lo detalló Narciso Argelio Jiménez Pérez, profesor auxiliar del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK), en el propio programa radio-televisivo, donde recalcó, además, el elevado nivel de propagación de la variante Delta (aislada por primera vez en la India), cuya presencia se hace cada vez más notables en toda la nación.

Según explicó el también especialista en Segundo Grado en Medicina Interna e Intensiva, la repercusión clínica de estas mutaciones del nuevo coronavirus está relacionado con su alta incidencia en el orbe y, al contagiarse más personas, los números de severidad y mortalidad aumentan.

Jiménez Pérez también expuso que la población es el incubador de este virus, por lo que ningún país estará seguro hasta lograr los niveles de cobertura de vacunación a nivel global.

La circulación de las nuevas cepas conlleva a disminución de la eficacia de las vacunas, una pérdida de acción efectiva de los anticuerpos monoclonales y una posible reinfección en los pacientes convalecientes a la enfermedad, dijo el Máster en Infectología.

En poco tiempo la variante India (B.1.617.2) ha logrado imponerse sobre la del Reino Unido (B 1.1.7) por sus elevados mecanismos de generación y altos niveles de replicación, afirmó.

El experto señaló igualmente que Delta se transmite con mayor facilidad debido a las mutaciones que ayudan a su acoplamiento con las células del organismo humano y, por tanto, escapa a la respuesta innata del interferón clase 1.

Sobre las manifestaciones clínicas, dijo que estas se pueden prolongar después de las cuatro semanas en los pacientes, y alertó que si los síntomas como la fiebre se  prolonga en el tiempo es necesario actuar para evitar las complicaciones graves.

Ante el complejo escenario epidemiológico que azota a todo el mundo, el especialista recalcó en el cumplimiento de las medidas de prevención advertidas por las autoridades sanitarias para evitar el contagio. (ACN).

Compartir

ACN

 
ACN