1
Publicado el 4 Octubre, 2021 por Pastor Batista en Nacionales
 
 

Salineros de Las Tunas coronan plan de extracción y continúan

Compartir
Salineros de Las Tunas coronan plan de extracción y continúan.

Foto: periodico26.cu

PASTOR BATISTA VALDÉS

A pesar de las adversidades que imponen el contexto económico internacional, su reflejo en el ámbito nacional y los contratiempos que genera el SARS-CoV-2, los trabajadores de la Unidad Empresarial de Base (UEB) Salinera Las Tunas, lograron sobrecumplir a finales de septiembre al 106 por ciento el plan de extracción fijado para el 2021.

Haber alcanzado este importante logro tres meses antes de que cierre sus cortinas el año responde, sobre todo, a la intensidad con que ha laborado el colectivo, durante jornadas que muchas veces se han extendido hasta 16 y más horas de actividad.

Meritorios continuaron siendo a lo largo del presente calendario el talento innovador interno y la búsqueda de soluciones para mantener la vitalidad del proceso productivo.

Según explica el ingeniero Yonny Oller Ramírez, director de la UEB, sobre la base de esa voluntad colectiva los trabajadores de la entidad se proponen extraer alrededor 6 000 toneladas más antes de que concluya diciembre.

Concretar dicha aspiración es posible si se tiene en cuenta que hoy se dispone de suficiente sal lista para extraer en los cristalizadores. Esos resultados permiten que la UEB tenga en meseta un volumen de Sal  apta para procesar durante lo que resta de año y arrancar, con garantía de esa materia prima, el venidero 2022.

Ubicada en geografía del municipio de Puerto Padre, en el litoral norte tunero, la salinera resulta de gran valor para el proceso tecnológico que desarrolla la Empresa Electroquímica de Sagua la Grande (ELQUIM), única de su tipo en Cuba y ubicada en el municipio de igual nombre, al norte de Villa Clara, en el centro del país.

Tal y como consta en el sitio cubano Geominsal, para la obtención de sal marina se utiliza como energía la evaporación solar. El proceso concibe la toma de agua de mar por evaporación o bombeo y su introducción en sucesivas lagunas de evaporación y concentración. De ese modo se controla el movimiento de la salmuera, hasta alcanzar la saturación de cloruro de sodio en lagunas llamadas cristalizadores.

Luego de su obtención, la sal recibe un primer beneficio antes de pasar a las plantas, donde se centrifuga, se seca, se muele y se clasifica para luego ser comercializada.

Compartir

Pastor Batista

 
Pastor Batista