0
Publicado el 8 Marzo, 2019 por Prensa Latina en Opinión
 
 

Igualdad de género: crucial para el desarrollo

Logo Prensa latina
Por Carmen Esquivel Sarría*
Conscientes de que la igualdad de género es una condición necesaria para el desarrollo, los países latinoamericanos registraron algunos avances en la inclusión social y participación política de la mujer, pero aún existen enormes desafíos para garantizar el pleno goce de sus derechos.

En las últimas dos décadas, cinco mujeres ejercieron la presidencia en América Latina e igual cantidad llegaron a la jefatura de gobierno en el Caribe.

La región ocupa hoy el segundo lugar a nivel mundial en cuanto al porcentaje de féminas en los parlamentos y entre los países con mayor progreso en ese sentido figuran Cuba, Bolivia, México, Nicaragua y Costa Rica.

Dentro de los logros se encuentran también la ratificación de la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación, los cambios en las constituciones para lograr la paridad, la creación de ministerios o institutos de la mujer y la tipificación de la violencia de género como delito.

Pero los retos son enormes. Según datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), en 2017 se registraron en el área dos mil 795 asesinatos por razones de género, aunque la cifra puede ser mayor porque muchos casos no se denuncian.

En su informe ‘Panorama Social de América Latina 2018’ advirtió la Cepal que, si bien hay pasos importantes en términos de inclusión social y laboral, persisten brechas estructurales que afectan de manera más acentuada a las mujeres, los jóvenes, los indígenas y afrodescendientes.

Por ejemplo, el desempleo femenino se mantiene por encima del de los hombres (10,4 por ciento frente a 7,6 respectivamente).

Por otra parte, los mercados laborales presentan una marcada segmentación que delimita la participación de las mujeres y las concentra en sectores vulnerables y de baja productividad.

Hay una alta presencia de féminas en el comercio, el servicio doméstico, las actividades de alojamiento y la gastronomía, sectores con una gran incidencia de jornadas a tiempo parcial y salarios relativamente bajos, según la Organización Internacional del Trabajo.

Otra área que concentra a un elevado número de mujeres es la industria manufacturera, sobre todo en las empresas maquiladoras; mientras que en esferas como la construcción y el transporte su presencia es casi nula.

En el conjunto de la región, las féminas ganan un 20 por ciento menos que los hombres y están más afectadas por la informalidad y la pobreza.

El tema fue objeto de análisis durante la ‘II Reunión de Alto Nivel: El aporte de las mujeres a la agenda 2030’, celebrada recientemente en Bogotá, a la que asistieron vicepresidentas y ministras de Iberoamérica.

Las participantes en la cita coincidieron en que no se podrán lograr los Objetivos de Desarrollo Sostenible si no se avanza hacia la igualdad.

En ese sentido acordaron fortalecer las medidas gubernamentales para la equidad de género, promover el empoderamiento económico y laboral femenino y avanzar en la lucha contra la brecha salarial.

Urge trabajar más en la incorporación de las mujeres a la realidad económica mundial, dijo Epsy Campbell, primera afrodescendiente en llegar a la vicepresidencia de Costa Rica.

Opinó Campbell que promover el acceso, el disfrute de derechos y la plena incorporación femenina a la economía productiva abre la puerta a una enorme fuente de talento humano que ha estado desaprovechada.

Mientras, la vicemandataria dominicana, Margarita Cedeño, sostuvo que las sociedades progresan cuando hombres y mujeres caminan juntos.

DÍA INTERNACIONAL DE LA MUJER EN AMÉRICA LATINA 

En ocasión de celebrarse el 8 de marzo el Día Internacional de la Mujer, diversas organizaciones promueven manifestaciones en los países latinoamericanos para exigir más oportunidades, paridad salarial, protección en los sistemas de salud, garantías para la maternidad y el cese de la violencia, entre otras reivindicaciones.

Este año por primera vez rigió en los carnavales de Brasil una ley que tipifica como delitos los actos de importunación sexual y establece condenas de prisión para los culpables.

En México el gobierno presentó un plan integral para frenar la violencia por motivo de género, en un país donde 66 de cada 100 féminas sufren algún tipo de agresión por parte de la pareja, familiares, compañeros de trabajo y estudios o extraños.

El programa para garantizar la seguridad y la vida de adultas y niñas contará con la participación de los gobiernos federal, regional y municipal y otras autoridades, y prevé su protección integral, la atención legal a las víctimas y la agilización de la justicia.

Para recordar el día de la Mujer en Chile estaciones del metro de Santiago cambiaron su nombre por el de féminas que realizaron grandes aportes al país como Violeta Parra, Elena Caffarena y Luz Donoso.

Está previsto también en varios países acatar un paro convocado a nivel mundial para protestar contra la brecha de género y la violencia machista.

Este año el lema de ONU Mujeres por el Día Internacional es: ‘Pensemos en igualdad, construyamos con inteligencia, innovemos para el cambio’ y dentro de sus objetivos figura el lograr que las féminas desempeñen un papel decisivo en las industrias emergentes.

Diversos estudios coinciden en que un mayor empleo femenino contribuiría al incremento sostenido del Producto Interno Bruto y a la reducción de la pobreza.

De ahí que la Cepal considere a la igualdad de género no sólo como un horizonte, sino también como una condición necesaria para el desarrollo.

*Jefa de la Redacción Sudamérica de Prensa Latina.


Prensa Latina

 
Prensa Latina