0
Publicado el 2 Enero, 2018 por Redacción Digital en ¿Sabías?
 
 

¿De qué 7 órganos podríamos prescindir?

Se ha descubierto que se puede vivir sin estómago, como quedó patente después de que a una mujer británica se le tuviera que extraer el estómago tras tomarse un cóctel con nitrógeno líquido; pero tambièn otros 6 órganos parecer no ser realmente 'tan' vitales, vea aquí los argumentos

 

No todos los órganos son 'tan' vitales: ¿Sabe de qué 7 podríamos prescindir?

¿Se imagina vivir sin alguno de sus órganos internos? Sin los riñones, por ejemplo, que purifican la sangre o sin los los pulmones que nos permiten respirar. Aunque nos parezca que muchos de nuestros órganos son vitales, no todos lo son ‘tanto’. Aquí tiene una lista de ellos que recoge Science Alert.

Estómago

Aunque este órgano realiza una de las funciones más importantes del proceso digestivo, resulta posible vivir sin él, después de una extirpación total o gastrectomía total.

En este caso, los alimentos no se digieren, debido a la ausencia de los jugos gástricos que produce el estómago, sino que pasan directamente al intestino delgado conectados por el esófago. Aunque una persona sin estómago debería tomar una serie de vitaminas, resulta posible vivir sin este órgano, como quedó patente después de que a una mujer británica se le tuviera que extraer el estómago tras tomarse un cóctel con nitrógeno líquido.

Colon

La última porción del intestino grueso tiene una longitud de unos 1,5 metros y se divide en partes: ascendente, transverso, descendente y sigmoideo. Su función consiste en extraer agua, mantener el equilibrio de hidratación, absorber algunas vitaminas y, finalmente, almacenar los residuos producidos por la digestión.

Ocsaionalmente, pueden verse afectado por enfermedades, siendo la más conocida el cáncer de colon, lo que obliga en muchos casos a someter al paciente a una extirpación parcial o total del mismo dependiendo del grado de metástasis. Aunque se den cambios en los hábitos intestinales, la recuperación de esta cirugía es muy llevadera.

Riñones

Solemos oír hablar de trasplantes de riñones de un donante vivo, como sucedió no hace mucho con la cantante y actriz Selena Gómez, que recibió un riñón de una de sus mejores amigas como parte de su tratamiento contra el lupus.

Teniendo en cuenta que estos órganos filtran la sangre separando los nutrientes de las toxinas innecesarias para el organismo, podríamos pensar que se trata de algo esencial sin los que no podríamos subsistir. Sin embargo, resulta posible vivir incluso sin los dos riñones, gracias a la diálisis. Este mecanismo, indispensable, para mantener con vida a los pacientes con insuficiencia renal, consiste en la eliminación de productos de desecho y líquidos de sangre que los riñones no pueden eliminar. Pese a la existencia de esta posibilidad, bien es cierto que la esperanza de vida se reduce considerablemente.

Modelo didáctico de un riñón de mamífero. / Museum of Veterinary Anatomy / wikipedia.org / CC BY-SA 4.0

Órganos reproductivos

A las mujeres se les puede extirpar el útero mediante una operación llamada histerectomía para tratar el cáncer, el fibroma uterino, el dolor pélvico crónico o por otras razones. Tras la eliminación de este órgano, las mujeres dejan de tener el ciclo menstrual, y ya no podrán tener hijos.

Igualmente, los testículos pueden ser eliminados parcial o totalmente como tratamiento frente al cáncer testicular o traumatismo causado por un accidente de tráfico o la práctica de algún deporte.

 

Bazo

El bazo filtra la sangre y ayuda al organismo a combatir las infecciones, pero no es esencial para la supervivencia. El bazo se puede eliminar si, por ejemplo, se encuentra dañado. Sin embargo, las personas sin bazo son más propensas a sufrir infecciones.

Vesícula biliar

La vesícula biliar se encuentra debajo del hígado, en la parte superior derecha del abdomen, y almacena la bilis, de ahí su nombre, un líquido producido por el hígado que ayuda a descomponer las grasas, pero que cuando la digestión no lo requiere, se almacena en la vesícula biliar.

El exceso de colesterol en la bilis daría lugar a la formación de cálculos biliares, unas pequeñas piedras que pueden bloquear los conductos que mueven la bilis. En casos graves, la vesícula biliar tendría que ser eliminada, operación muy común en Reino Unido, con una media de 7.000 al año.

Apéndice

Quizá el más conocido de los órganos extirpables, el apéndice es pequeño y con forma de tubo que sobresale de la primera parte del intestino grueso. Al tratarse de un órgano cerrado o ciego, donde pueden almacenarse contenidos intestinales que difícilmente pueden salir del él, suele inflamarse, generando lo que se denomina  apendicitis. En casos severos, el apéndice debe ser extirpado, no generando ningún tipo de efecto secundario o cambio en la vida de las personas que se someten a este procedimiento.

En RT:

No todos los órganos son ‘tan’ vitales: ¿Sabe de qué 7 podríamos prescindir?


Redacción Digital

 
Redacción Digital