0
Publicado el 30 Julio, 2019 por Redacción Digital en ¿Sabías?
 
 

Cuando TODO te molesta…¿Qué significa?

Para saber qué significa cuando todo te molesta, lo primero que debes hacer es analizar por qué te sientes así con las circunstancias o el comportamiento de las demás personas
Debes aceptar que cosas que no dependen de ti y que no puedes hacer nada para sean diferentes sobre todo respecto a las actitudes Foto: En Pareja
Debes aceptar que cosas que no dependen de ti y que no puedes hacer nada para sean diferentes sobre todo respecto a las actitudes Foto: En Pareja)

Quizá en los últimos meses alguien te ha comentado que tu carácter es muy difícil de tratar, y aunque no lo tomes muy bien ni te agrade escuchar eso, lo más probable es que si ya te lo dijo más de una persona, tengas que trabajar tus emociones y su manejo para no hacerte sufrir ni dañar a quienes te rodean. En este artículo exploraremos qué significa cuando todo te molesta.

Para saber qué significa cuando todo te molesta, lo primero que debes hacer es analizar por qué te sientes así con las circunstancias o el comportamiento de las demás personas, y hasta qué punto molestarte por eso es verdaderamente razonable. ¿Puedes controlarlo?, ¿de qué manera te afecta?

Otra reflexión importante sería darte cuenta de qué te está molestando realmente, ¿te molesta que te pidan que mejores tu trabajo? Si es así, tal vez la pregunta verdadera es si te gusta tu trabajo. Siempre miramos las cosas a través del prisma de nuestra propia realidad.

Qué significa cuando todo te molesta Foto: Freepik

Debes aceptar que cosas que no dependen de ti y que no puedes hacer nada para sean diferentes sobre todo respecto a las actitudes, pensamientos y reacciones de otras personas, pues en tus manos sólo tienes aquello que es tuyo, no de los otros.

Elige las batallas que valen la pena pelearse y descarta las que no. Como enojarse con el tráfico de la ciudad, nadie es responsable y todos lo somos. Así que no vale la pena desgastarse por eso y si quieres hacer algo de verdad, usa la bicicleta o el transporte público.

Elige las batallas que valen la pena pelearse y descarta las que no 
Foto: Freepik

Sal de la actitud de víctima y asume las cosas que te corresponden, pues cada situación en la que estás te sucede también porque tú has decidido permanecer en ciertos lugares que si ya no te satisfacen deben llevarte a moverte de ellos y no a quejarte.

Una buena noticia es que quizá no todo sea tan malo, pues de acuerdo con un estudio, enojarse treinta o cuarenta minutos al día es bueno para tu cerebro, así que lo mejor, en cierta medida, es que te permitas desahogar tu furia.

Publicación original por: Laura Trejo 30 de Julio 2019  en En Pareja)


Redacción Digital

 
Redacción Digital