1
Publicado el 20 Enero, 2020 por Redacción Digital en ¿Sabías?
 
 

¿Por qué se debe dejar que el bebé se alimente por sí mismo?

bebe comida

¿Qué aporte tienen los alimentos sólidos en el peso de los bebés que comienzan a ingerirlos? Realmente el efecto ha sido poco estudiado, sin embargo, se sabe que los alimentos sólidos solo deberían conformar una parte, más no la totalidad de la dieta de un bebé.

Entre los seis y 12 meses de vidas, los bebés deben seguir alimentándose de leche materna o de fórmula, incluso si han comenzado a probar comida sólida. De hecho, entre los seis u ocho meses de edad, estos solo necesitan menos de 200 calorías al día provenientes de estos, el resto debe provenir de la leche materna.

Pero ha surgido una nueva pregunta: ¿deben los padres alimentar a los bebés o conforme ellos vayan aprendiendo a comer se les debe dejar decidir cuánto necesitan en verdad? ¿Tiene alguna influencia alguno u otro en el peso de los bebés?

Pues un equipo de investigadores decidió abordar el tema y han encontrando que si los bebés tienen oportunidad de decidir sobre las cantidades que comen, es probable que puedan hacerlo según sus necesidades. En cambio, es probable que coman más de la cuenta si alguien más los ayuda en el proceso.

Bebés que se amamantan menos propensos al sobrepeso

El nuevo estudio incluyó 269 bebés cuya observación reveló que cuando se les amamantaba, no había diferencia de peso entre los que se comenzaban a comer con cuchara o se alimentaban por sí mismos. Sin embargo, cuando en los primeros meses se alimentaban con biberón estos tendían a ser más pesados que los que se alimentaban por sí mismos.

De modo que los bebés que son amamantados tienen más probabilidades de controlar su apetito a medida que crecen y también tienen menos probabilidades de desarrollar sobrepeso.

Alimentación receptiva

Así pues ha empezado a manejarse el concepto de alimentación receptiva, que consiste en que los padres no ejerzan demasiada presión sobre cuánto comen los niños, lo cual puede favorecer a que desarrollen un peso saludable y tengan una dieta más variada.

La investigación con bebés más pequeños muestra que aplicar este método durante la alimentación con leche materna es útil también. Cuando los bebés se alimentan con biberón pero de manera receptiva, los padres buscan señales de que están llenos. Cuando no, estos los incentivan a que se tomen todo el biberón por miedo a que estos no se estén alimentando lo suficiente.

Los investigadores también señalan que la lactancia materna pueda estimular la alimentación receptiva, ya que realmente no se es consciente de las cantidades de leche que está extrayendo el bebé. Este decidirá por sí solo cuando ha tenido suficiente. Además, es muy difícil persuadir a un bebé que no quiere alimentarse así para que lo haga.

Recomendaciones para promover la alimentación receptiva

Pero bien sabemos que no es tan fácil como parece. Algunas madres pueden enfrentar dificultades para alimentar a sus bebés, pero la resolución hasta ahora es dejarlos “a cargo” de cuánto comen.

Si se está alimentando con biberón, se recomienda evitar apurarlo o instarlo a que se lo tome todo. En su lugar, recomiendan preparar pequeñas cantidades de leche y observar las señales de que ya está lleno.

El cuidador puede acariciar el labio del bebé suavemente para ofrecerle el biberón y esperar su respuesta, la cual debería ser abrir la boca si tienen hambre. También se recomienda hacer pausas cuando ya muestre los signos de estar lleno, como girar la cabeza o dejar el biberón.

Si se está alimentando con cuchara, también se recomienda ofrecerles cucharadas pequeñas, hacer pausas y dejar que ellos marquen el ritmo de la comida para saber cuándo han tenido suficiente.

Referencia: Let babies be in charge of how much they eat – it could help them stay a healthy weight.


Redacción Digital

 
Redacción Digital