0
Publicado el 14 Agosto, 2018 por Prensa Latina en Salud
 
 

Confirman caso de ébola en Ituri, provincia del Congo

En total hay 52 casos de fiebre hemorrágica. De ellos 25 confirmados y 27 probables. También están bajo investigación 48 casos sospechosos. Se dispuso la atención gratuita en las tres zonas afectadas para vencer la barrera financiera en caso de epidemias, expuso el Ministerio en un comunicado
Confirman caso de ébola en Ituri, provincia del Congo.

Foto: abc.es

Las autoridades sanitarias en la República Democrática del Congo confirmaron un caso de ébola en la provincia de Ituri, pero negaron que la enfermdad se hubiera extendido a Kivu Sur, ambas vecinas de la afectada de Kivu Norte.

En el reporte diario sobre la décima epidemia, el Ministerio de Salud dijo que la situación aún no se ha estabilizado en Kivu Norte, donde existen casos en al menos tres comunidades: Mangina (el epicentro), ciudad de Beni y Mabalako.

Durante el fin de semana se confirmaron otros tres casos: uno en Beni, dos en Mangina (incluido uno de los trabajadores del Centro de Salud de Referencia de Mangina) y el otro en Mabalako, que fue el onceno deceso desde que comenzó el brote el pasado primero de agosto.

En total hay 52 casos de fiebre hemorrágica. De ellos 25 confirmados y 27 probables. También están bajo investigación 48 casos sospechosos. Se dispuso la atención gratuita en las tres zonas afectadas para vencer la barrera financiera en caso de epidemias, expuso el Ministerio en un comunicado.

Las muestras tomadas en la zona de salud de Idjwi, en la provincia de Kivu Sur, fueron analizadas en el laboratorio móvil de la ciudad de Goma y resultaron negativas.

En tanto, el gobernador de la provincia de Ituri, Jefferson Abdallah Pene Mbaka, confirmó el caso en ese territorio, específicamente en Mandima, que fue contagiado durante una visita a Kivu Norte.

Se trata de un caso de contacto con los enfermos de Mangina, insistió al informar que fue atendido en un centro de salud de Katanga y sus análisis dieron positivo a la presencia del virus de Ébola en sangre.

Explicó que el personal de atención se desplegó en el terreno para enfrentar esta situación y se prohibió la caza en todo el territorio para detener la circulación de carne ahumada, considerada uno de los reservorios del virus, como parte de otras acciones.

“La primera medida que hemos tomado es que hemos puesto de baja a todos los agentes y enfermeros que estuvieron en contacto con el enfermo en ese momento. Están siendo atendidos para permitir que los diferentes contactos que hayan podido tener sean atendidos también”, indicó el gobernador.

El actual brote sigue a otro finalizado en julio pasado en la noroccidental provincia de Ecuador, con saldo de 38 enfermos, de ellos 14 muertos. (PL)


Prensa Latina

 
Prensa Latina