0
Publicado el 28 Diciembre, 2018 por Redacción Digital en Tecnología
 
 

Estaciones de carga portátil para autos eléctricos

La Volkswagen quiere que esta inmensa batería portátil sea la ‘powerbank’ del coche eléctrico
Estación para recargar coches eléctricos/ Hipertextual

(Foto: Hipertextual)

La crítica más recurrente al coche eléctrico es su autonomía. O en su defecto, el coste de acceso a una similar a la que proporcionan los motores de combustión tradicionales y la ubicuidad de las gasolineras. Tras el dieselgate y sus efectos, Volkswagen continúa en su ruta camino a lavar su imagen, con una fuerte apuestapor el eléctrico.

Hoy anuncia un nuevo concepto que puede acelerar implantación de los vehículos recargables: una estación de carga portátil que haría las veces de powerbankpara el coche, similarmente a las que se utilizan en smartphones.

 La diferencia principal sería, claro, su tamaño. Con una energía almacenada de 360 kWh permitiría cargar hasta 15 vehículos eléctricos, al menos parcialmente –24 kWh cada uno–. Según los datos de Volkswagen, con su sistema de carga rápida de 30 kW de corriente alterna permitiría una conexión relativamente rápida: en apenas 17 minutos de promedio estaría listo un vehículo para continuar circulando.
Su uso apunta más a eventos y localizaciones donde por costes tenga más sentido no instalar un sistema de carga fijo tradicional. Las baterías podrían ser bien recargadas o sustituidas por otras que ya lo estén, al estilo de los WC o antenas portátiles.
Puede estar a su vez conectada a una fuente de alimentación de hasta 30 kW, por lo que podría ir recargándose y suministrar energía bajo demanda. Esto la habilitaría como sistema de respaldo para sistemas de captación energética por vías renovables, como paneles o turbinas, y su utilización en los vehículos eléctricos. Se permitiría así una movilidad neutra en emisiones de CO2, también compatible con las bicicletas eléctricas.

Volkswagen afirma que las primeras unidades estarán en pruebas ya en la primera mitad de 2019 en Alemania, pero no será hasta 2020 cuando está previsto que avance en su etapa de producción y expansión a más ciudades.

Estas ‘powerbank’ de Volkswagen podrían no tener demasiado sentido en la mayoría de usos cotidianos de no ser por un detalle adicional: pueden ser el cementerio de las baterías que han cumplido su vida útil en los coches pero todavía se encuentran en relativas buenas condiciones. (Por David Ortiz en Hipertextual)


Redacción Digital

 
Redacción Digital