0
Publicado el 2 Octubre, 2020 por Prensa Latina en Cultura
 
 

Cuba, el son tiene su Día el 8 de mayo

El documento publicado en la Gaceta Oficial número 67 Ordinaria del 2 de octubre de 2020 refiere la importancia de este ritmo nacido en la isla, con una marcada función social y reconocido como Patrimonio Cultural de la Nación en el año 2012
8 de mayo, Día del Son Cubano

Imagen: prensa-latina.cu

El Consejo de Ministros de Cuba aprobó el Decreto Ley 19 el cual establece el 8 de mayo como Día del Son Cubano, en homenaje a esta expresión músico-danzaria y al legado de sus grandes exponentes.

El documento publicado en la Gaceta Oficial número 67 Ordinaria del 2 de octubre de 2020 refiere la importancia de este ritmo nacido en la isla, con una marcada función social y reconocido como Patrimonio Cultural de la Nación en el año 2012.

La declaratoria destaca los valores de este género raigal que trascienden en tiempo y espacio, en tanto rinde tributo a dos símbolos del Son Cubano, Miguel Matamoros y Miguelito Cuní, quienes por coincidencias históricas nacieron un 8 de mayo.

Asimismo, el decreto consolida el expediente para su propuesta a candidatura como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, por su fuerte presencia en la cultura popular tradicional.

Matamoros y Cuní, relevantes impulsores del son en la mayor de las Antillas, no son los únicos que marcaron el mes de mayo con esta sonoridad de la nación caribeña. Otros importantes cultores del género nacieron en este mes como Wilfredo Leyva Pascual (5 mayo) e Ignacio Piñeiro (21 mayo).

La solicitud de establecer un día para celebrar este ritmo, fue impulsada por el músico Adalberto Álvarez,  fiel a este género centenario por más de 45 años de vida artística llevando lo más criollo de la música cubana hasta escenarios de todo el mundo.

Considerado como uno de los más influyentes géneros de la música latinoamericana, el son cubano, sus derivados y fusiones se ha difundido por todo el orbe de la mano de creadores como Pacho Alonso, Aymée Nuviola, el Dúo Los Compadres, Roberto Faz, Benny Moré, Ñico Saquito, Compay Segundo, la Sonora Matancera, entre muchos otros.

De acuerdo con datos históricos, esta sonoridad proviene de la región más oriental de Cuba, en lugares como Guantánamo, Baracoa, Manzanillo y Santiago de Cuba y sus primeras referencias datan del siglo XVI, con el Son de la Má Teodora, posiblemente de 1562, interpretado por dos hermanas dominicanas, Micaela y Teodora Ginés.


Prensa Latina

 
Prensa Latina