0
Publicado el 31 Octubre, 2020 por Prensa Latina en Extraño
 
 

México tomado por espíritus burlones

La irreverencia de los mexicanos ante la muerte y su única y exclusiva forma de expresar que su familiar no es un ser de las tinieblas y está a su lado para disfrutar los placeres terrenales, saltará las barreras de la Covid-19, la cual no podrá empañar con sus tintes grises y pespuntes negros la secular tradición popular
México ía de Muertos,

Foto en Prensa Latina

Por Luis Manuel Arce Isaac

México, 31 oct (Prensa Latina) A partir de hoy hasta el 6 de noviembre, espíritus burlones abandonarán los panteones, saldrán de rumba y se apoderarán de México a pesar de advertencias de que el coronavirus SARS-CoV-2 está al acecho.

La irreverencia de los mexicanos ante la muerte y su única y exclusiva forma de expresar que su familiar no es un ser de las tinieblas y está a su lado para disfrutar los placeres terrenales, saltará las barreras de la Covid-19, la cual no podrá empañar con sus tintes grises y pespuntes negros la secular tradición popular.

Esa perspectiva causa sobresaltos en la Secretaría de Salud pues el país está en pleno repunte epidemiológico y las fiestas pueden agravarlo.

Las autoridades se desgañitan con sus advertencias de guardar la sana distancia y festejar de manera virtual, pero ya la adoración a San Judas Tadeo el pasado 28 demostró que la pasión feérica es muy fuerte, cuando las oleadas de peregrinos, sin cubrebocas y pegados como siameses, se aglomeraron frente a las parroquias a pagar sus promesas al patrón de las causas perdidas.

Mil agrupaciones musicales, solamente en la capital, compartirán acordes y cantos frente a altares virtuales y calaveritas literarias, y las coplas, trovas y baladas, sones y marchas, guiarán el camino de ánimas y huehuentones (nacidos del ombligo) durante una semana de jolgorio con fuerte aliento a tequila, mezcal, cerveza, tacos al pastor y carnitas, que también llevarán a los sepulcros en los cementerios de ricos y pobres, para compartirlos con sus muertos.

La flor de cempasúchil

El color de la flor de cempasúchil –que en casi toda América se conoce como la flor de muertos y son básicas en las coronas funerarias- pinta los principales espacios y paisajes de México e indica que la fiesta de las ánimas o de los fieles difuntos como se le conoce en otros lares, está tocando la puerta.

Orquestas, bandas, ensambles y coros comunitarios afinan instrumentos y humedecen gargantas porque la jornada será larga, y sobre todo muy deseada después del cansancio, el desgaste y la zozobra provocada por un virus letal que ha llevado a la tumba a 90 mil mexicanos.

Una institución cultural famosa en México, la Casa Lamm, de las hermanas Germaine y Claudia Gómez Haro, colaboradoras del historiador de La Habana Eusebio Leal Spengler, le dedicarán este día de fieles difuntos a ese gran cubano, que vivirá eternamente en el corazón de su pueblo.

Puede ver también en Bohemia:

¿Qué sabes de la noche mexicana los muertos?

La flor de cempasúchil, una misteriosa leyenda de amor


Prensa Latina

 
Prensa Latina