0
Publicado el 22 Septiembre, 2017 por Prensa Latina en Mundo
 
 

Apela Antigua y Barbuda a la ayuda internacional tras azote de Irma

Esperamos que la solidaridad de gobiernos amigos se haga presente, como la que ya hemos recibido de Venezuela, Cuba y otros países, señaló el primer ministro, quien participa en el segmento de alto nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas

Por Waldo Mendiluza

Naciones Unidas, 22 sep (PL) El primer ministro de Antigua y Barbuda, Gaston Browne, afirmó hoy aquí que su país apela a la ayuda internacional para reconstruir el territorio devastado por el huracán Irma hace dos semanas.

En entrevista con Prensa Latina, el mandatario precisó que no se trata de agobiar con pedidos, sino de solicitar lo que es absolutamente necesario para la reconstrucción de Barbuda, isla arrasada por el meteoro con vientos de hasta 295 kilómetros por hora.

Esperamos que la solidaridad de gobiernos amigos se haga presente, como la que ya hemos recibido de Venezuela, Cuba y otros países, señaló el primer ministro, quien participa en el segmento de alto nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas en su 72 Período de Sesiones.

De acuerdo con Browne, en Barbuda el 95 por ciento de las propiedades están dañadas o completamente destruidas, lo que convierte en inhabitable esa parte de la nación caribeña.

‘Antigua funciona normalmente, pero en Barbuda, el huracán Irma dejó a sus residentes desamparados y tuvimos que evacuarlos, allí se afectaron los hospitales, las estaciones de policía y bomberos, las escuelas, los edificios administrativos, la infraestructura de electricidad y telecomunicaciones, todo’, subrayó.

El primer ministro recordó que su país es un pequeño Estado insular en desarrollo, con recursos muy limitados y un Producto Interno Bruto de apenas mil 500 millones de dólares.

La reconstrucción de Barbuda requiere de un estimado de 250 millones de dólares, un dinero que no tenemos, está mucho más allá de nuestras posibilidades, de ahí nuestro pedido de ayuda a la comunidad internacional, insistió.

Browne intervino ayer en el debate de alto nivel de la Asamblea General de la ONU, donde solicitó el apoyo externo.

Para el mandatario, las evidencias son irrefutables, el cambio climático está haciendo daño, sobre todo a las islas caribeñas.

La ciencia no se equivoca, y nosotros sufrimos las consecuencias del fenómeno cada vez con más fuerza y destrucción. Hemos visto unos cuatro huracanes de categoría 4 o 5 en solo dos semanas, algo sin precedentes, advirtió en la entrevista con Prensa Latina.

Según Browne, resulta duro de asimilar que algunos gobiernos ricos desconozcan las pruebas acerca de la existencia del cambio climático, y se empeñen en priorizar sus intereses.

La ironía de todo esto es que las emisiones de gases de efecto invernadero de los Estados insulares es despreciable, ni juntando a los 14 miembros de la Comunidad del Caribe las emisiones de carbono llegarían al uno por ciento del total global, afirmó.


Prensa Latina

 
Prensa Latina